Diferentes tipos de mascarillas

¿Para qué previenen las  mascarillas?

Actualmente existen fundamentalmente dos tipos de mascarillas. Por un lado están las mascarillas quirúrgicas que se utilizan principalmente para filtrar el aire que se exhala y que por tanto pueden  contienen agentes, bacterias o virus.

Por otro lado, las mascarillas de protección respiratoria, que filtran el aire que se inhala del exterior. Estas mascarillas retienen agentes, bacterias o virus que provienen del entorno en el que nos encontremos

Tipos de mascarilla

FFP1 :

 

  • Equipo de protección pero con filtración mínima.
  • No protege frente a organismos infecciosos.
  • Limita la propagación del contagio.

 

 

FFP2 sin válvula  de exhalación :

 

  • Protege y limita la propagación del contagio.
  • Mascarilla auto filtrante.

 

 

 

FFP3 con válvula de exhalación :

 

  • Todas las mascarillas de auto filtrantes FFP 3 disponen de válvula de exhalación.
  • Protege pero no limita la propagación del contagio.

 

 

FFP2 con válvula de exhalación :

 

  • Protege pero no limita la propagación del contagio.
  • Mascarilla auto filtrantes desechable

 

 

Mascarilla quirúrgica desechable :

 

  • No es un equipo de protección.
  • No protege pero limita la propagación del contagio.

 

 

Mascarilla  higiénica desechable :

 

  • No es un quipo de protección
  • No protege pero limita la propagación del contagio.
  • No sujeto a norma, eficacia no testada.

 

 

Semimáscara buconasal con filtro :

 

  • Todos disponen  de válvulas de exhalación
  • Protege pero no limita la propagación del contagio.
  • Reutilizable

 

 

 Procesos descritos para la descontaminación y reuso de las máscaras:

Los expertos de Stanford advierten de que se trata de consejos para una situación extraordinaria y que no ha sido posible determinar si mantienen completamente la capacidad de filtración.

Los  métodos de desinfección recomendados son los siguientes:

 1-  Meter la mascarilla N95 en el horno a 7 ºC  en el que colgarán las máscaras sin tocar la superficie metálica del mismo durante 30 minutos.Este  proceso se puede repetir múltiples veces sin que se pierda su  capacidad de filtrar. Durante el procedimiento. la máscara solo debe de tener  contacto con el aire caliente y conservar una distancia de al menos 16 con el metal para no dañarse. Antes y  después del procedimiento el  operador debe aplicar el protocolo de lavado de manos con agua y jabón  (los   hornos no pueden ser los que utilicemos  para procesos alimentación   en el hogar).

 

2- Descontaminación con vapor de peróxido de hidrógeno :puedes utilizar una solución de peróxido de hidrógeno en vapor en la habitación de manera uniforme. Este proceso consta de 5 etapas: Acondicionamiento, plegasificación, gasificación, fijación de gasificación y aireación.

 

3- Irradiación de luz ultravioleta , algunos autores recomiendan el uso de la luz ultravioleta UVC a 245 nm durante 15 minutos.

 

4- Secado al aire ambiental durante 4 días después de ese tiempo quedara disponible para volver a usar.

 

5- Esterilización con vapor a 125 ºC para su esterilización durante 3 minutos. Para este proceso  la mascarilla no puede contar  con material de  papel    porque puede doblarse o ablandarse  y no se recomienda doblarlas para eliminar el exceso de agua  por el riesgo de dalo estructural.

Es posible que después del proceso la mascarilla no ajuste como antes.

El estudio advierte que no deben desinfectarse las mascarillas con soluciones de alcohol o cloro porque pueden dañar las fibras filtrantes o retener gases dañinos. Tampoco es adecuado el microondas.

Consejos de uso, según la OMS

Además del uso racional y recomendado, la Organización Mundial de la Salud ofrece una serie de consejos sobre cómo usar este producto sanitario.

  1. Antes de ponerse una mascarilla, lávese las manos con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón.
  2. Cúbrase la boca y la nariz con la mascarilla y asegúrese de que no haya espacios entre su cara y la máscara.
  3. Evite tocar la mascarilla mientras la usa; si lo hace, lávese las manos con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón.
  4. Cámbiese de mascarilla tan pronto como esté húmeda y no reutilice las mascarillas de un solo uso.
  5. Para quitarse la mascarilla: quítesela por detrás (no toque la parte delantera de la mascarilla); deséchela inmediatamente en un recipiente cerrado; y lávese las manos con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón.